jueves, 3 de noviembre de 2016

Sos del Rey Catolico y alrededores



 Viaje a Sos del Rey Católico, en la comarca de las Cinco Villas de la provincia de Zaragoza, muy cerca de Navarra.

  Octubre de 2016.

  Para que el viaje en coche no se haga largo y pesado salimos el día antes por la tarde, dirección Zaragoza, haciendo noche en Monreal del Campo (Hotel As, junto a la autovía), para al día siguiente aprovechar y ya ir viendo algún pueblecito antes de llegar a Sos.

Sos del Rey Católico




  Día 1.

  Primera parada en Sádaba uno de los pueblos de las Cinco Villas, ir directamente al Castillo que se ve desde la carretera a la derecha, ya que es allí donde está turismo, nosotros fuimos al Ayuntamiento y después de esperar un buen rato, nos dijeron que había que ir al castillo, junto al ayuntamiento una iglesia, el río Riguel cruza el pueblo sin hacer ruido.

  En el castillo (entrada 2€) la persona que te vende la entrada te da unas explicaciones por la puerta y el patio, luego te ponen un vídeo en una sala y luego tienes tiempo de subir por el paseo de ronda y ver las vistas y algunos restos de estancias que quedan, pozo, habitaciones, restos de antigua iglesia, hay algún panel informativo y sonoro en alguna estancia.

Castillo de Sádaba
  De aquí e informados por la persona de turismo fuimos hasta los restos arqueológicos de Los Bañales, muy cerca dirección Layana, esta indicado, primero llegamos a la ermita, junto a las termas, dos columnas y restos arqueológicos todavía en período de excavación, un poco mas adelante en el camino, hay unos restos del antiguo acueducto que llevaba agua hasta las termas y todavía mas adelante un resto de la presa original, me pareció muy pequeña. Interesante.

Restos del acueducto de los Bañales
  Continuamos a Uncastillo, pequeño pueblo, que recorrimos en un periquete, al ser la hora de comer íbamos viendo que había y fue fácil la elección, estaba todo cerrado a excepción del restaurante Uncastello, pegado al Ayuntamiento, menú a elegir entre varios primeros y segundos, casero, acogedor y buen trato (12€).Ideal.

Impresionante portada de Santa María

Silueta de Uncastillo
  En el pueblo, a destacar recorrer sus calles empedradas, la plaza del Olmo, donde se ubica la iglesia de Santa María con unos pórticos impresionantes, la visita al castillo, del que solo queda una torre, solo en fin de semana, según nos informan en la oficina de turismo, paseo por la judería rodeando el castillo por la parte opuesta, es pasear por la España medieval.

  De vuelta al coche lo teníamos dirección Sos, había una interesante puerta de San Lorenzo de una antigua iglesia.

  Llegamos a Sos del Rey Católico, el hotel elegido es el Triskel, a las afueras del pueblo a 5 minutos a pie, a cambio las vistas desde la habitación es-pec-ta-cu-la-res. Es un hotel de 3 estrellas con desayuno no buffet, pero si suficiente, no hay wifi en las habitaciones y la TV era anticuada, pero que no usamos, amplio baño y habitación con balcón, propietarios muy amables y serviciales.

  Visita al pueblo, de punta a punta, con sus callejuelas estrechas, puertas de entrada, miradores, restos del castillo y su torre, hay por todo el pueblo colocadas sillas de actores con sus nombres en memoria de que aquí se rodó la peli "La vaquilla" de Berlanga, paseo por la judería, e información de turismo en el Palacio de Sada, Cena en el Bar Landa a la entrada del pueblo con variedad a elegir de montaditos, raciones, tostadas, etc. bueno y barato.

Portada iglesia de San Esteban
  Día 2.

  Vamos hasta el Palacio de Sada, sede de la oficina de turismo, a las 10 empieza una visita guiada al palacio que sigue con otra por el pueblo. En el Palacio de Sada, donde nació Fernando el Católico, nos enseñan los restos de la Iglesia de San Martin de Tours, pegada al palacio, y una serie de vídeos explicativos de la historia del Rey y su etapa como monarca junto a Isabel. Luego la visita guiada por el pueblo pasando por el ayuntamiento, al antigua judería, visitas a la lonja, la cripta y parroquia de san Esteban, estos tres solo con la visita guiada ves el interior. Interesante y ameno.

Palacio de Sada, sede de la oficina de turismo
Vistas desde el mirador de S. Esteban, los pirineos al fondo

Callejuelas en Sos del Rey Católico
  Una vez acabado vamos al coche y nos dirigimos a Sangüesa, pueblo navarro a pocos kilómetros, en la oficina de turismo junto a la iglesia de Santa María la Real, nos informan de lo que ver, muy amables, la iglesia de Santa María La  Real, con su pórtico románico muy hermoso y bien conservado  es una joya, dentro un jubilado que se encarga de enseñar la iglesia nos acompaña contando historias de las imágenes y recuerdos de antaño.

Impresionante portada de Santa María la Real, Sangüesa

Palacio de los principes de Viana
  Casas señoriales, Ayuntamiento, palacio de los príncipes de Viana, calle Mayor, iglesia de Santiago, donde vemos a un par de peregrinos haciendo el camino de Santiago, de vuelta a la calle mayor. Comemos en el bar El Pilar al principio de la calle, con platos combinados o pinchos, no hay menú, pero los platos son buenos y variados.

  Siguiente parada a la Foz de Lumbier a pocos kilómetros, se indica justo a la entrada de Lumbier, se paga para el parking (2,50€), se cruza un túnel y se pasea por una antigua vía de tren, junto al río Irati y sobrevolando variedad de fauna, sobre todo buitre leonado, al final hay otro túnel, que da acceso para volver o continuar por otro camino mas largo que vuelve al parking pero con mayor desniveles, aquí junto al túnel esta el puente del diablo con acceso peligroso, sin calzado adecuado, con deportivos se llega. Es un puente ya destruido, desde el que se ve el tajo de la montaña sobre el río.

Foz de Lumbier

Río Irati, desde del puente del Diablo
 Vuelta al parking con zona de picnic y numerosas familias comiendo, conducimos hasta Javier o mejor hacia su castillo, con un gran parking a la entrada, wc, tiendas, bares hasta llegar al castillo (en época de la Javierada, debe estar a tope), la vista del castillo es muy chula, aunque reconstruido en su mayor parte, entrada (2,75€) que accede a un paseo didáctico sobre San Francisco Javier, que nació aquí y da nombre al castillo, su vida, misiones, etc, junto a elementos medievales, cuadros, alguna estancia, y solo un acceso del castillo al exterior junto a la torre del homenaje, salida al patio y vuelta a la calle.

Castillo de Javier
 Una pena que solo se puede visitar estancias y no vistas desde el propio castillo, por fuera es mas bonito, también se puede visitar la iglesia anexa y una pequeña iglesia que está enfrente sin coste alguno.

  Por último nos desplazamos a corta distancia pero elevada al Monasterio de Leyre, donde con la entrada (3€) puedes visitar la iglesia, donde a las 19 h, realizan oficios de canto gregoriano, lo mas destacable es la portada de la iglesia espectacular, el interior con una imagen de la virgen de leyre y retablo, de vuelta al lugar de compra de entradas puedes ver una cripta, solo hay antiguas columnas, enormes eso si, con muy pocos restos de alguna escultura en capiteles y poco mas. En el exterior vistas hacia el embalse de Yesa, también hay una hospedería. Como nos queda más de una hora para el oficio de cánticos, decidimos volver al hotel y descansar después de la larga jornada.

Portada de la Iglesia del Monasterio de Leyre

Interior cripta del Monasterio de Leyre
  Descanso y cena en Sos está vez en el Vinacua también a la entrada pero a la izquierda, buen servicio, con variedad de platos, optamos por unas tostas enormes y variadas que nos dejaron llenos, buen servicio, ambiente y precio.

  Día 3.

  Salida dirección a Olite, para visitar su Castillo Palacio, espectacular a vista de tierra, una vez en su interior, puedes visitar todos los rincones, subir a todas las torres, ventanales y estancias, escaleras, una pasada y vistas desde las torres al propio castillo y al pueblo para enmarcar. En el pueblo había carrera del Vino de 10 millas con final en la plaza de los Teobaldos junto al parador, iglesia de San Miguel a destacar.

Espectacular Castillo Palacio de Olite
  Vuelta al coche para ir hasta Pamplona, nos costó aparcar y eso que era domingo, al final en el parking de la plaza del Castillo, fuimos a la oficina de turismo junto al ayuntamiento y nos informaron de lo que podíamos ver en esa tarde, como cerraban a las dos nos encaminamos a la catedral, muy hermosa por dentro, su claustro increíble y la tumba de los reyes de Navarra impresionantes, durante la visita al claustro y por ser la hora de cerrar, nos dejaron a un grupo encerrados en el claustro y jardín anexo sin salida, hasta que llegó un responsable pidiendo perdón por la tardanza y nos abrió, otro tipo de encierro en Pamplona.

Detalle tumba Reyes de Navarra, en la Catedral de Pamplona

Claustro de la Catedral de Pamplona

Ayuntamiento de Pamplona
 Ruta por la ciudad, mirador del caballo blanco, Puerta de Francia, cuesta de Santo Domingo, recorrido de San Fermín hasta la plaza de toros, comida de menú en la calle Estafeta en la Granja, menú variado de domingo 15€, seguimos la ruta hacia la calle San Nicolas para llegar a la Ciudadela, hermoso monumento defensivo, paseo por el parque de la Taconera con sus aves, vuelta por la Calle Mayor a la plaza del Castillo, como  la zona comercial esta cerrada por ser domingo y no hay mucho ambiente volvemos de nuevo al parking para ir hasta Sos a echar una cabezada.

Plaza del Castillo

La Ciudadela

Parque de la Taconera

Monasterio de Valentuñana
  Antes de llegar al hotel nos acercamos, apenas a tres kilómetros del pueblo, al monasterio de Valentuñana, damos una vuelta y un amable misionero nos acompaña a una visita contando sus experiencias en el monasterio y en las misiones a Latinoamerica donde ha estado varios años, el interior no es muy destacable, con numerosos objetos de sus estancias en misiones. Contigua hay una iglesia, y las vistas hacia Sos desde aquí, también son fantásticas.

  Vuelta al hotel descanso, y de nuevo al bar Landa para la última cena en Sos, tostas variadas para compartir y jamón para picotear, bueno y barato.

 Al día siguiente pusimos rumbo a nuestro origen pasando por Ejea de los caballeros, que nos decepcionó, aún siendo la capital de las Cinco Villas, por número de habitantes, pero el pueblo tiene muchos locales cerrados, con mala imagen, las iglesias muy deterioradas, no lo recomiendo.

Cartel de las Cinco Villas en Sádaba, nos falto ver Tauste

  Fin del viaje. Ánimo y a viajar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario